Inicio / Naturaleza / Flora / Estepa Patagónica

Estepa Patagónica

La estepa es, junto a sus inclementes vientos, símbolo de Patagonia. Esta inmensa planicie recibe también el nombre de Desierto Patagónico o Semidesierto, y domina casi toda la provincia de Santa Cruz desde la costa hasta la zona de los Andes. El relieve de estas llanuras está formado por mesetas y cañadones, con algunas lagunas que dan la sensación de pequeños oasis dentro de tanta aridez.

Recibe muy pocas lluvias -menos de 300 mm al año- y la poca agua que recibe el pobre suelo es rápidamente evaporada por la acción del viento. Los vientos barren estas pampas sin piedad, alcanzando velocidades mayores a los 100 Km/h. durante la época estival, lo cual se traduce en aridez y sequía en todo el paisaje. Los inviernos son muy fríos y las nevadas copiosas: la temperatura puede descender a -30ºC o acumularse más de 3 metros de nieve en algunas partes; en este gélido panorama el suelo se congela y el agua escasea.

Podríamos decir que las condiciones climáticas no invitan a la vida en la Estepa. Para adaptarse a estas condiciones tan adversas la vegetación despliega varias estrategias: pequeño porte, ramificaciones muy duras, espinas para atesorar humedad y defenderse de herbívoros, estructuras redondeadas que resisten mejor el viento y conservan mejor la humedad y el calor, etc. Los frutos son siempre pequeños. Si caminas por la estepa -aprovecha alguna parada en el camino- descubrirás la diversidad de especies que habita a tus pies; de hecho, caminando es la única manera de apreciar este mundo vegetal que desde el vehículo pareciera ser un desierto.

La habitan tres grupos: los coirones, los arbustos y las herbáceas.

Guía de Flora

En la Guía de Flora encontrarás algunas de las especies más representativas de la estepa.


© 1999-2017 losglaciares.com publishers
Hecho el depósito que preve la ley 11.723 de Derecho de Autor
Todos los derechos reservados.
Última actualización: 02/02/2007

El Chaltén, 24 de Septiembre de 2017


Cabañas Austral